miércoles, 16 de marzo de 2011

"Blaze" de Stephen King

“- Vaya –dijo Blaze-. No sabía que había tanta gente honesta.
- No la hay –dijo George con una sonrisa invernal-. Pero hay mucha gente que tiene miedo.”
BLAZE: STEPHEN KING (RICHARD BACHMAN)
Con la ayuda de un muerto, Blaze ha logrado perpetrar el crimen del siglo.
Clay Blaisdell, llamado Blaze por todos, mide dos metros y pesa ciento treinta y seis kilos. Es un verdadero gigante. Sin embargo, hasta conocer a George Rackley nunca había hecho nada grande. George le enseñó cien maneras de estafar a la gente e ideó para él un plan ambicioso: secuestrar a un niño rico. La familia Gerard es multimillonaria y el nuevo retoño del clan valdrá muchos de estos millones. Solo hay un problema: cuando llega el momento de ponerlo todo en marcha, George, el cerebro de la operación (y de todo lo que hacen), muere.
O quizá no. Por eso Blaze se encuentra huyendo desesperado de una tormenta y de la policía. Ha conseguido raptar al bebé, pero el secuestro se ha convertido en una carrera contrarreloj a
través de los bosques infernales de Maine.
Este libro, escrito por Stephen King bajo el pseudónimo de Richard Bachman, fue rescatado, reescrito y publicado treinta y cuatro años después de su escritura.
Se trata de una especie de intento por parte de este maestro del terror de acercarse a la novela negra, dotándola de unos toques dramáticos. Y digo intentarlo porque no lo acaba de conseguir.
La lectura está llena de flashbacks acerca de la infancia y adolescencia de Clayton Blaisdell, Jr. un hombre de lo más poco común, de exagerada estatura, deficiencias mentales pero con un gran corazón.
No incluye elementos sobrenaturales, a excepción de la presencia del amigo y compañero de crímenes de Blaze, George, que posiblemente reside en la mente del protagonista.
El libro contiene desde escenas emotivas, a otras más cercanas al género negro. Nos habla de la poca aceptación de la gente “anormal” en nuestra sociedad y de la gente que es incluso capaz de utilizarles para sus propios bienes.
Blaze pasa de ser un niño maltratado por su padre, a ser un marginado en el colegio, para terminar siendo un delincuente sin apenas darse cuenta del daño que causa.
No es ni de lejos de los mejores libros de Stephen King, es más una curiosidad. Fácil y rápido de leer, pero sobretodo entretenido.

1 comentario:

  1. me encanta este libro. Gracias por ponerlo

    ResponderEliminar